Follow by Email

sábado, 7 de enero de 2012

El 7 de enero en nuestra memoria


7 de enero, hace 36 años:
El 7 de enero de 1976, en el trayecto de Flores a Las Ruinas, departamento de Petén, desapareció el comisionado militar Tomás Martínez cuando iba a su parcela a cortar xate.

7 de enero, hace 32 años:
El 7 de enero de 1980, en San Juan Chactelá, municipio de Ixcán, departamento de Quiché, miembros del Ejército de Guatemala capturaron a Ilario Choc Sacul en su casa. Desde entonces no se ha vuelto a saber de él.. Posteriormente, la población huyó a la montaña para escapar de la represión de los militares. Allí, Rosa Maquín y los niños Juliana y Ricardo Cuz Laj fallecieron a causa del hambre.

7 de enero, hace 31 años:
1.            El 7 de enero de 1981, Antonio Caba, Pedro Caba Caba y Miguel, de apellidos desconocidos, salieron de la aldea Ilom, municipio de Chajul, departamento de Quiché, para trabajar en el arrozal. En el camino se encontraron con miembros del Ejército de Guatemala que les pidieron sus cédulas de vecindad. Ellos no las llevaban por lo que sólo les dieron sus nombres. Los soldados les dijeron que sus nombres aparecían en una lista que portaban, los amarraron y se los llevaron. Nunca aparecieron.
2.            El 7 de enero de 1981, Diego Quic Ajuchán, catequista muy apreciado por los atitecos, es secuestrado frente a la iglesia católica de Santiago Atitlán por cuatro hombres vestidos de particular. Nunca más se supo algo de él.
3.            El 7 de enero de 1981, en el municipio de San Pedro Sacatepéquez, departamento de San Marcos, el Alcalde Municipal José Luis Juárez Romero, quien denunció públicamente los abusos de la Policía Judicial en su jurisdicción y era miembro del PR, resultó herido de bala y fue trasladado al hospital de San Marcos, donde siete días después, presuntos miembros de la Policía Judicial y un comisionado militar, ejecutaron a la víctima en su lecho de enfermo. Posteriormente la esposa de la víctima fue perseguida.
4.            El 7 de enero de 1981, en la finca San Antonio Sinaché, municipio de Zacualpa, departamento de Quiché, un comisionado militar acusó de guerrilleros ante elementos del Ejército de Guatemala pertenecientes a la Fuerza de Tarea Gumarcaaj a José Nas y Santiago Tum. El delator adeudaba a las víctimas una importante suma de dinero. Los soldados torturaron y ejecutaron con machete a los delatados. La familia de las víctimas tuvo que desplazarse a otra comunidad, pues perdieron todo lo que tenían.
5.            El lunes 7 de enero de 1981 la mayoría de los hombres de Santiago Atitlán, departamento de Sololá, salió a trabajar al campo. Unos jornaleros del municipio fueron a cortar café a la finca San Isidro Chacayá, ubicada cerca del caserío San Antonio Chacayá, en la bahía de Xetuc. Otros se dirigieron a realizar sus tareas cotidianas: “Limpiar los cafetales, arrancar la caña vieja de la milpa, buscar zacate, hacer leña o cortar pacayas al cerro”. Julio Melgar, como era su costumbre, fue como a las diez de la mañana a la orilla del lago a cazar patos. Parecía un día normal. Sin embargo, dos integrantes de la Organización del Pueblo en Armas (ORPA) se encontraban preparando una emboscada a un convoy del Ejército que solía pasar en horas de la mañana por la carretera que une Santiago Atitlán con Santa Clara La Laguna. Cerca del mediodía dos camiones militares transportando soldados doblaron en una curva del camino. Una mina Claymore, que había sido puesta sobre la rama de un árbol, impactó contra uno de los camiones y detonó. En Santiago Atitlán y sus alrededores se escuchó una fuerte explosión. El camión alcanzado quedó inutilizable y el otro logró maniobrar y detenerse. Los soldados bajaron del vehículo y dispararon hacia los cafetales que se encontraban en la colina, entre el camino y el lago. Descendieron por ella en zig zag, agazapados y dando grandes voces, hasta llegar a la orilla. En el trayecto los soldados capturaron a todos los hombres que encontraron, a quienes ataron las manos a la espalda y les colocaron una soga al cuello. “¿Dónde están sus compañeros que nos atacaron, que nos emboscaron?”, preguntaban los soldados a los detenidos. Los llevaron a la casa abandonada del guardián de la finca San Isidro Chacayá. En el camino, los iban empujando, pateando y golpeando con las culatas de los fusiles. Una vez en el lugar, los colocaron boca abajo. No todos corrieron la misma suerte. José Calí, un anciano de 70 años, intentó esconderse entre unas matas de güisquilares, pero fue descubierto por los soldados. Estos le dispararon y luego machetearon su cuerpo hasta partirlo en dos pedazos. Mientras un grupo de soldados capturaba a los hombres en los cafetales, otro se dirigió a San Antonio Chacayá. Los militares estaban descontrolados. Un grupo de mujeres del caserío recuerda los hechos de la siguiente forma: “De repente oímos a nuestros perros ladrar con bravura y aparecieron los militares. Venían sudando y jadeando, como si algo les persiguiera. Eran muchísimos, tal vez más de 100, y tenían caras enojadas, además de miedo de alguien porque miraban nerviosos para todos lados”. Los soldados se distribuyeron por todo el caserío, penetrando en el interior de las viviendas. Revolvieron todo y mataron a los animales. Los hombres fueron detenidos y llevados con los demás que ya habían sido capturados. Uno de los militares mandó llamar a las personas que todavía quedaban en el caserío, mujeres y niños, y una vez concentrados en su presencia los acusó de tener guerrilleros escondidos en sus casas. Hasta las siete de la noche, cuando los soldados se retiraron del caserío, las mujeres no pudieron salir a buscar a sus maridos. Los detenidos fueron unos 55. Los patearon, los golpearon, les dieron culatazos en la cabeza y en la boca, se pararon sobre ellos. Algunos se ahogaban con el polvo que se alzaba del suelo. Dos maestros, Víctor Córdoba y Carmen Edelma  Thomas, que se dirigían desde San Pedro La Laguna a Santiago Atitlán en moto, fueron torturados y ejecutados por los soldados. La CEH, estudiados los antecedentes, llegó a la convicción de que el 7 de enero de 1981, en la finca San Isidro Chacayá, municipio de Santiago Atitlán, Sololá, 18 civiles indefensos fueron ejecutados arbitrariamente y por lo menos 4 torturados por efectivos del Ejército, en violación de sus derechos humanos. Si bien esta masacre no correspondió a una planificación previa, es ilustrativo de reacciones indiscriminadas y desproporcionadas de los soldados contra la población civil, constitutivas de graves infracciones a las normas del Derecho Internacional Humanitario. Además, la CEH considera que los actos de tortura contra civiles indefensos evidencian que los militares actuaron con una premeditada crueldad, sólo atribuible a un entrenamiento previo que les inculcaba la irrespetuosidad por los derechos elementales de la persona humana.

7 de enero, hace 30 años:
1.            El 7 de enero de 1982, en el caserío Chorrachaj, municipio de Joyabaj, departamento de Quiché, miembros de la PAC capturaron a Diego Lorenzo Ortiz, quien posteriormente fue ejecutado junto a otra persona no identificada. Las dos víctimas fueron ejecutadas con machetes y palos les quitaron la cabeza y se la llevaron al teniente del destacamento de Joyabaj.
2.            El 7 de enero de 1982, en el caserío Pamesebal II, municipio de Santa Cruz del Quiché, departamento de Quiché, miembros del Ejército y patrulleros civiles de San Pedro Jocopilas y de Pamesebal, ejecutaron a Pedro Pu Soc, Rosario Castro Pérez y a Pedro Pu Gómez, quienes eran líderes comunitarios. Al día siguiente, en la ciudad de Guatemala, elementos del Ejército capturaron a Luis Pablo Pu Hernández, quien era hijo de Pedro Pú y fundador del CUC. Desde entonces, nadie volvió a saber mas del paradero de la víctima.
3.            El 7 de enero de 1982, en el caserío Santa María, aldea El Tablón, municipio de Sololá, departamento de Sololá, miembros del Ejército de Guatemala capturaron a Francisco Bocel Meletz. Desde la fecha se desconoce su paradero.
4.            El 7 de enero de 1982, en el caserío Santa María, aldea El Tablón, municipio de Sololá, departamento de Sololá, miembros del Ejército de Guatemala capturaron a los hermanos Antonio y Francisco Pablo Bocel. Desde entonces, nadie volvió a saber más del paradero de las víctimas.
5.            El 7 de enero de 1982, en el parcelamiento Nueva Concepción, municipio de Tiquisate, departamento de Escuintla, miembros del Ejército de Guatemala ejecutaron a Tenacio Aguilar Villanueva, más conocido por Ignacio quien era miembro del CUC.
6.            El 7 de enero de 1982, en la aldea Xococ, municipio de Rabinal, departamento de Baja Verapaz, miembros del Ejército de Guatemala, pertenecientes al destacamento de Rabinal, y comisionados militares torturaron y ejecutaron a seis campesinos de la aldea Chitucán. Una de las víctimas sobrevivió. Víctimas identificadas: Luis Giano Osorio, Santos Cruz Lopez Lojom, Balvino Perez Ixpata, Guillermo Uscap Lojom, Fidencio Tahuico.
7.            El 7 de enero de 1982, en los alrededores del caserío Xenup, municipio de Joyabaj, departamento de Quiché, miembros del Ejército de Guatemala ejecutaron con arma blanca a Andrés Pérez Cipriano, quien era miembro del CUC y dirigente del Comité Pro-mejoramiento de la comunidad.
8.            El 7 de enero de 1982, en Pueblo Nuevo, municipio de Ixcán, departamento de Quiché, tres miembros del Ejército de Guatemala, vestidos de civil, capturaron a Alonso Domingo Ordoñez. Desde entonces no se ha vuelto a saber de la víctima.
9.            El 7 de enero de 1982, soldados del Ejército de Guatemala asignados al destacamento de Playa Grande capturaron a Natividad Maldonado Pérez y sus cuatro hijos: Martina, Matilde, Rodolfo y Teresa. Iban camino a México y se encontraban cerca de Nueva Linda, Pueblo Nuevo, municipio de Ixcán, departamento de Quiché. Ese mismo día en Xalbal, municipio de Ixcán, departamento de Quiché, miembros del Ejército capturaron a 36 personas de la comunidad. Las personas capturadas nunca aparecieron. Víctimas identificadas: Esposa de Bartolome Francisco, Catarina Diaz, Fabiana Felipe, Bartolome Francisco, Natividad Gomez, Natividad Maldonado Perez, Martina Perez Maldonado (Niña), Matilde Perez Maldonado (Niña), Rodolfo Perez Maldonado (Niño), Teresa Perez Maldonado (Niña). Víctimas sin identificar: 26.


No hay comentarios.:

Publicar un comentario